El derecho a la salud es uno de los derechos fundamentales que deben ser aplicada de forma igualitaria para todos ciudadanos, como bien afirma la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, el estado tiene la obligación de garantizar la seguridad y acceso social a la salud de población en general, sin embargo, estos derechos se han visto afectados particularmente en las comunidades indígenas en donde el estado no proporciona la atención ni los servicios necesarios para una vida digna.

México se distingue por su gran diversidad étnica, tiene la concentración más alta de población indígena en América y a nivel nacional equivale la cual equivale al 11% de la población mexicana en  de las cuales se han visto gravemente afectadas por el rezago social que se han enfrentado en contraste a la población en general. Los indígenas los viven en una constante desigualdad social, que les priva de obtener mayores oportunidades y condiciones de vida apropiadas. Las circunstancias en la que una persona nace, vive y se desarrolla conforme a su entorno durante su niñez, puede que  exista una gran posibilidad que su forma de vida se vea repetida en su vida adulta. De acuerdo con los datos de Senado de la República el 31.8% de la población indígena se encuentra en pobreza extrema debido a diversas razones que pueden estar relacionadas con la falta o bajo nivel educativo, desempleo, salarios mal remunerados e incluso la discriminación puede llegar a provocar una insuficiencia en otros sectores ocasionando un efecto dominó catastrófico especialmente para la salud.

El estado a lo largo de los años ha creado objetivos con el fin de crear e implementar programas que ayuden a abolir las inequidades sanitarias con las que viven estos individuos. La Comisión Nacional de Protección Social en Salud desarrolló el Plan de Comunicación Indígena (PCI) “está enfocado a mejorar las actitudes y aptitudes de los beneficiarios de PROSPERA en torno al autocuidado de la salud bajo un esquema de sensibilidad intercultural, equidad y respeto a sus usos y costumbres, mediante la generación, distribución y apoyo de diversos materiales educativos con temas de salud”. El ser incluyente es un gran reto para los servicios de salud ya que cada comunidad contiene su propio etnicismo, se deben cumplir estrategias que las respeten y además se implementen programas que den lugar a un mayor acceso a la atención de calidad.

Como bien afirma el Programa Nacional de Salud (PRONASA) 2007-2012, menciona las siguientes estrategias:

      • Fortalecer las atribuciones y facultades de la Comisión Nacional de Arbitraje Médico (CONAMED) relacionadas con la conciliación y el arbitraje con el fin de consolidar un modelo único de atención de inconformidades, desconcentrar su operación hacia las comisiones estatales y ampliar la cobertura de sus servicios.
      • Incorporar el enfoque intercultural, de género y de derechos humanos en la capacitación del personal de salud en formación, así como en la capacitación del personal administrativo, clínico y directivo de todas las unidades de atención.
      •  Promover adecuaciones interculturales a los programas de salud y a la operación de los servicios y en el diseño de los espacios para la atención de la salud para disminuir las barreras culturales al acceso a los servicios.
      • Incorporar la perspectiva de género en los programas de promoción de la salud, prevención de enfermedades y atención médica.

Las estrategias ya mencionadas es importante que sean aplicadas ya que la mal distribución de los recursos y servicios para la salud son algunas de las causas por las que existe el rezago en salud para las poblaciones indígenas. Por  lo que  debemos ser incluyentes con cada etnia para así comprender sus necesidades.

Al no obtener la atención adecuada los pueblos indígenas han adoptado por alternativas como es la medicina tradicional como única opción de prevención y curación de enfermedades. La medicina tradicional se basa a través un conocimiento ancestral que se apoya con base a plantas, símbolos y espiritualidad que dan un sentido de conexión con la naturaleza. Sin embargo a pesar que esta medicina es eficiente para ciertos padecimientos  es deficiente para otros, ya que esta no cuenta con el equipo necesario o con las especialidades suficientes para una verdadera emergencia, cayendo consigo considerables cifras de  mortalidad excesiva y una disminución de esperanza de vida al nacer.

La población es vulnerable su  falta de servicios les impide el desarrollo y de igual manera aumenta el rezago en los grupos sociales. En cierto sentido podemos identificar que la mayoría del desarrollo se concentra en las ciudades dejando fuera a las localidades rurales, lo que podemos inferir es  que de acuerdo con nuestra ubicación geográfica obtenemos una cierta escala social que brinda o despoja de mayores oportunidades como lo es el  acceso tecnológico apropiado, una buena vía de comunicación o una caminos bien establecidos por cualquier emergencia. De acuerdo con el derecho a la salud para los pueblos indígenas en los artículos 24 y 27 estipula que  el Estado tiene la obligación de brindar disponibilidad e implementación de servicios de Salud a la comunidad.

En conclusión primeramente se deben de realizar mayor cantidad de estudios en los que concentren de manera puntual en las necesidades de cada población para así plantear objetivos claros que verdaderamente se acoplen a sus tradiciones y costumbres y de igual manera influyan de manera positiva en su salud. Otra solución que considero importante mencionar es que que se debe solucionar los problemas desde la raíz eliminando las discriminaciones y promoviendo la educación.

 

Si buscas más información al respecto, te recomiendo que leas:

  • Comisión Nacional de Protección Social en Salud. (2017). Plan de Comunicación Indígena, de Gob.mx. Recuperado de: https://www.gob.mx/salud%7Cseguropopular/acciones-y-programas/plan-de-comunicacion-indigena
  • CNDH México. (2015). El derecho a la salud de los pueblos indígenas, de CNDH México. Recuperado de: http://www.cndh.org.mx/sites/all/doc/cartillas/2015-2016/04-Salud-Pueblos-Indigenas.pdf
  • Torres, J. Teresita, R. Zurita, B. Hernández, P. Lozano, R. (2013). La salud de la población indígena en México, de Caleidoscopio de la salud. Recuperado de: http://funsalud.org.mx/portal/wp-content/uploads/2013/08/02-PoblacionIndigena-Caleidoscopio.pdf
  • Senado de la República. (2017). Población indígena de México con mayor probabilidad de caer en pobreza, destaca el IBD, de Senado de la República. Recuperado de: http://comunicacion.senado.gob.mx/index.php/informacion/boletines/38021-poblacion-indigena-de-mexico-con-mayor-probabilidad-de-caer-en-pobreza-destaca-el-ibd.html
  • Secretaria de Salud. (S/F). Atención a la Salud de los Pueblos Indígenas de México, de Secretaria de Salud. Recuperado de: http://saludchiapas.gob.mx/doc/biblioteca_virtual/programas/Atencion_Salud_Pueblos_Indigenas_Mexico.pdf

Karla Deyanira Sosa Acuña

Medios at Ctrl-X
Colaborador y redactor de contenido en Ctrl-X.
En la actualidad desarrolla y administra el contenido de Ctrl-X.
El contenido que publica es variado con temas de video juegos, música, naturaleza, gastronimia, belleza.

Latest posts by Karla Deyanira Sosa Acuña (see all)

Invitanos una taza de café
para seguir publicando
con más ánimos.