Sócrates colocó su razonamiento como la única resolución, el hacer lo correcto como su ideal y segur las leyes en su compromiso. Jamás discrepo del dictamen otorgado por la ley que confirió su castigo. Sócrates fundamentó su decisión de acuerdo al pacto consentido que tenía con las leyes de Atenas; las cuales debían ser efectuadas inexorablemente, aunque estas dictaran lo desfavorable La pasión con la que venera a su pueblo le ha aprehendido en su contra

El seguir las normas se convirtió en deber y obligación de su ciudadanía; el ir en contra o faltar a su destino sería la violación misma contra los compromisos contraídos. Se ha atado a la verdad absoluta cegando a las posibilidades de eludir su sentencia.

Critón es incapaz de dejarlo, por lo que busca la reivindicación de su más querido amigo de las furiosas garras de Atenas, más su acción de buscar la salvación de la injusticia impuesta sobre inocente cree que justifica la huida, sin embargo, el impacto que tendría sobre la familia de Sócrates le hizo ver que sus principios no serían quebrantados. Sócrates confiaba en el estado, aunque éste lo condenara de manera injusta Critón se dejó guiar por una postura regida por la subjetividad de los sentimientos más que por la misma razón. Confronta a la figura Socrática basándose en juicios de opinión pública, más este le rebate que, aunque la tentación es grande este prefiere asumir las consecuencias de actos que no cometió, rehusándose a cometer una injusticia contra injusticia y argumenta que la única opinión que importa; es aquella que viene de una fuente informada, ya que lo único pertinente es poseer un razonamiento correcto. Critón comprendió la Importancia que la decisión de Sócrates tendría sobre él y decide respetar su filosofía.

Sócrates manifestó el valor de la virtud durante toda su vida y no se opondrá a este aunque este suponga su muerte. El hecho de cuestionar a la gran Atenas era inadmisible por lo que el sucumbir ante las normas ya estipuladas no era una opción. Se coloca en una posición de permanecer en lo justo, dejando ver que su dominio por el ideal político y ético implica que para las leyes no existen excepciones particulares, deben obedecerse tal como están. El ser anuladas daría el beneficio del privilegio despojando el poder de la justicia. Su honestidad, fidelidad y respeto a sus creencias y filosofía lo reflejaron hasta su muerte.

El fanatismo de Sócrates lo lleva a la obligación del cumplimiento de dicha condena, más su muerte no fue causante de la ley si no por los hombres mismos. Pese a este desdichado hecho no hubo lamento de su parte ya que, de acuerdo a la filosofía que el planteo a lo largo de su vida, este hizo lo correcto.

Karla Deyanira Sosa Acuña

Medios at Ctrl-X
Colaborador y redactor de contenido en Ctrl-X.
En la actualidad desarrolla y administra el contenido de Ctrl-X.
El contenido que publica es variado con temas de video juegos, música, naturaleza, gastronimia, belleza.

Latest posts by Karla Deyanira Sosa Acuña (see all)

Invitanos una taza de café
para seguir publicando
con más ánimos.